Cuidate del complejo de Adonis

cuidate del complejo de adonis

¿Cómo debería ser el cuerpo de un hombre?

La respuesta a esta pregunta se ha mantenido relativamente constante con el paso del tiempo. A pesar de existir una reciente -y creciente- popularidad relacionada al cuidado del cuerpo y del aspecto masculino, la figura del “hombre atractivo” sigue siendo igual -si no la misma- que hace 50 años, o más. El hombre “macho”, o “Marlboro“, que derrocha masculinidad, con el físico de una escultura griega, ha sido el estándar, “la meta” y modelo a seguir de todos aquellos que quieren mejorar su aspecto.
Con la mujer el tema ha sido diferente, y su cuerpo se ha mantenido bajo el constante escrutinio de la sociedad y la industria de la belleza. La mujer atractiva de hace 50 años, y su contextura, no son ahorita los más populares en revistas y demás medios, y con este cambio y nueva delgadez popularizada, se relacionan una serie de complejos y desórdenes alimenticios como la anorexia y la bulimia. El Complejo de Adonis, podría ser entonces, algo similar a estos desórdenes, pero en los hombres.

El Complejo de Adonis se refiere a la necesidad excesiva de realizar ejercicio para conseguir el cuerpo perfecto y, entre las consecuencias, la vigorexia -o dismorfia muscular- es tan solo una de ellas.

El Complejo de Adonis encierra otro problema, uno más grave: los hombres que buscan esculpir un cuerpo espectacular en el gimnasio muchas veces hacen uso de esteroides, muchos de los cuales son utilizados sin conocer bien sus efectos: el abuso de esteroides se ha asociado con el incremento en el colesterol y el endurecimiento de las arterias, lo que puede ocasionar problemas cardiacos, además de estar ligado a la agresividad y la impotencia sexual.

Recuerdas a nuestras madres cuando nos dijeron que “todo en exceso era malo”, refiriéndose entonces a los videojuegos y los dulces. El consejo hoy se mantiene vigente, para casi cualquier aspecto de la vida, incluyendo la búsqueda de bienestar estético, físico y mental.

Se trate de un hombre o una mujer, el bienestar se alcanza mediante un balance, uno que debe estar a favor de la salud sobre cualquier cosa, inclusive el aspecto físico.


Loading...

No hay comentarios

Dejar una respuesta