Los parches para bajar de peso funcionan ?

parches para bajar de peso

¿Quieres bajar de peso mientras descansas?¿Estás cansado de las pastillas y plantas para adelgazar? Seguro que hemos escuchado en innumerables ocasiones frases como esas en la televisión, en la que nos invitan a probar otros métodos para reducir los kilos de más. Uno de los más promocionados son los parches para bajar de peso, pero ¿en verdad funcionan? ¿Son tan efectivos como los hacen ver?.

 

¿Los parches para bajar de peso funcionan?

Ante las dudas que podamos tener, vamos a hablar de todo lo relacionado con esta técnica, alabada por muchos y criticada por otros. Primero debemos dejar claro que los parches no son milagrosos y que expertos dudan de su capacidad quema grasa, aunque lo clave es que se trata de un método que actúa rápido por la supresión del apetito.

El parche es ideal para personas que no quieren estar tomando pastillas, que se les olvida consumirlas o que tienen un ritmo de vida en el cual se complican al momento de una rutina de dieta, por lo que aparece esta técnica en la que sin mucho esfuerzo, nos afirman que podemos bajar de peso y mejorar nuestra calidad de vida.

Se trata de un método muy sencillo, porque son pequeñas láminas que se colocan en la piel, en la zona en la que tenemos exceso de peso, generalmente en brazos, espalda o estómago para que absorba componentes que nos puedan permitir bajar de peso, gracias a las sustancias que ingresan a nuestro organismo.

Un punto a destacar es que existen diferentes tipos de parches para bajar de peso, porque hay unos que combaten exclusivamente la celulitis, nos inhiben el apetito o quitan esa grasa que desde hace tiempo nos queremos quitar.

Todo los tipos de parches para bajar de peso se pueden ver que están a la venta en canales por televisión, online, así como en tiendas de nutrición o farmacias. En algunos lugares ha ganado fama, por la posibilidad de los hombres de eliminar la denominada “barriga cervecera”, además que es una forma de adelgazar sin cirugías, cremas o pastillas, pero siempre tomando en cuenta que no vamos a combatir la obesidad, ya que los parches son para reducir solo algunos kilos de más.

Se habla de la efectividad de los parches, porque ofrecen solución a dos problemas claves para perder peso, como es el control del apetito y la aceleración del metabolismo, algo que nos puede permitir tener una mejor figura o mantenernos en ese peso ideal que aspiramos tener.

Una de las marcas más vendidas en Amazon son los parches para bajar de peso Mymi.

Podemos destacar entonces que los parches:

  • Controlan el apetito
  • Promueven la pérdida de peso
  • Acelera el metabolismo
  • Evita que los carbohidratos se transformen en grasa.

 

Composición de los parches para bajar de peso

Existen diferentes tipos de parches, que contienen propiedades naturales que nos permiten bajar de peso. Algunos están preparados a base de fucus, que por su contenido de yodo, aumenta la actividad metabólica, por la estimulación de la actividad tiroidea, mientras que otros tienen algas marinas, hiedra, manzanilla, aceite de almendras, alcanfor, guaraná, cambogia o extractos cítricos que dentro de nuestro organismo nos permiten bajar de peso.

Igualmente algunos parches usan la aroma-terapia para influir sobre el cerebro, dando señales que puedan inhibir el apetito o incluso ser más selectivos a la hora de comer, al evitar tanto consumo de azúcar.

Entre los compuestos naturales que hemos nombrado anteriormente, los parches contienen guaraná, que favorece el tránsito intestinal y estimula el sistema nervioso, también contienen la garfiña, que evita que los alimentos se conviertan en grasa, el cromo que disminuye la ansiedad, la sensación de hambre y equilibra la insulina o la garcina, que ayuda a prevenir la conversión de hidratos de carbono en azúcar.

Debemos tener claros que no se puede saber con claridad la cantidad de sustancia que absorbe nuestro organismo, pero estos ingredientes serían efectivos para poder bajar de peso.

 

¿Cómo funcionan los parches?

Algo que es clave al momento de hablar de los parches para bajar de peso es que funcionan en personas que necesitan bajar pocos kilos, en algunos casos promocionan reducir tres o cuatro tallas, porque se adhieren en la zona del cuerpo en la que se tenga kilos de más, pero si son muchos, tardara demasiado tiempo para que los nutrientes puedan hacer algún efecto positivo, por lo que perdería sentido utilizar este método.

Los parches se colocan directamente en cualquier parte del cuerpo, por lo que debemos cuidar que tengamos esa área limpia y seca, además aprovechando unos de los beneficios de los parches, los podemos colocar en una parte cubierta con la ropa, para tener total discreción y seguir con nuestras actividades diarias como si nada.

La forma de ayudar es con la introducción de los componentes en el torrente sanguíneo, algo que termina desencadenando la pérdida de peso.

El tratamiento se realiza entre diez o doce semanas, generalmente serían unos tres meses, y deben cambiarse los parches cada día por uno nuevo o cada dos días, dependiendo de la marca que compremos. Algunos afirman que lo ideal es usarlo unas doce horas al día, pero debemos estar muy bien asesorados para conseguir la mejor manera de aprovechar sus beneficios.

 

Efectos secundarios de los parches para bajar de peso

No todo es color de rosa con los parches para bajar de peso, más allá que sus componentes sí nos pueden ayudar a bajar de peso, también podrían afectar nuestro organismo, por lo que debemos tener claro sus riesgos. Varios expertos afirman que están contraindicados para:

  • Personas con Diabetes, por su contenido en cafeína.
  • Hipertiroidismo, por su alto contenido en yodo.
  • Mujeres embarazadas o en período de lactancia
  • Niños.
  • Personas con problemas cardiacos o hipertensión.

Todo esto es porque algunas sustancias como el caso del fucus, que es muy rico en yodo, puede afectar la hormona tiroidea. El yodo también genera, en algunos casos, un aumento de la indigestión, empeorar casos de acné o tener un efecto laxante.

Además, la guaraná tiene un poder estimulante como la cafeína, por lo que nos puede generar mucha más actividad de lo normal, así como sentir necesidad de tomar líquidos o incluso algunos expertos afirman que puede ocasionar taquicardia, nerviosismo o ansiedad.

También se habla que en algunas personas puede producir irritación en la piel, pero estos son muy pocos casos, por lo que no debemos preocuparnos mucho. Todo depende de la dosis y de cada paciente, así que debemos estar bien asesorados y asegurarnos que no somos alérgicos a ninguno de los compuestos que contienen estos parches.

Una de los grandes consejos que dan para contrarrestar algunos efectos, es que al reducir con los parches el apetito y la sensación de sed, debemos tomar dos litros de agua al día, así no nos provoque y no podemos dejar de comer, aunque sí es importante lograr reducir siempre las dosis de alimentos.

Otro aspecto clave a tener en cuenta es que mientras estemos usando estos parches para bajar de peso, nos afirman que es preferible disminuir el consumo del café, para no tener exceso de cafeína, además también evitar el alcohol, a menos que sea alguna copa de vino tinto, en caso que no podamos evitarlo, ya sea en una reunión social o de negocios.

 

No hay milagros

A pesar de que muchos han comprobado la efectividad de los parches, no hay ningún milagro, por lo que debemos acompañar este uso con unos hábitos alimenticios saludables, así como un aumento en la cantidad de ejercicio que realizamos a diario, como el gimnasio o el running.

Si usamos estos parches para bajar de peso, como un complemento a algún régimen alimenticio, podremos conseguir excelentes resultados, por lo que no solo debemos llevarnos por todo lo que nos venden por la televisión.

Hay que asesorarnos muy bien, con médicos y nutricionistas, antes de intentarlo, porque más allá de sus beneficios, ya podemos darnos cuenta que tiene sus contraindicaciones.  Dentro de los aspectos positivos  tenemos que es económico, lo podemos utilizar sin cambiar nuestro estilo de vida y no produce grandes riesgos, si tomamos las precauciones.

 

¿Te atreves a probar los parches?

¿Acompañarías tu dieta y tus ejercicios con el uso de los parches?.

Al final, como un complemento nos puede servir de mucho para llegar a tener ese cuerpo que queremos, porque este método nos afirma que podemos reducir kilos de forma rápida, aunque con seriedad en nuestros hábitos lograremos resultados a largo plazo.

Y al final, ¿Qué perdemos con intentarlo?.


Loading...

No hay comentarios

Dejar una respuesta