Zumo de zanahoria para rebajar

zumo de zanahoria para rebajar

La zanahoria es uno de los mejores vegetales que existen al momento de querer bajar de peso. Aporta tantos nutrientes que un vaso de zumo de zanahoria es capaz de alimentarte por varias horas y de generar una sensación de saciedad que no vas a encontrar en ningún otro alimento.

Si quieres bajar de peso no dudes en incorporar a la zanahoria a tu dieta, ya que la puedes comer de diferentes formas y es una gran aliada en la cocina. No solo vas a lograr perder los kilos que tanto te molestan, sino que tu organismo va a recibir tantas vitaminas que estarás muy sano y saludable.

Además no es ningún problema que forme parte de tu menú durante varios días en la semana, puede ser en ensaladas, como acompañante de las proteínas junto con otros vegetales.

También se puede comer cruda o cocida y sabes cuál es la mejor noticia, que en cualquiera de sus versiones las propiedades son las mismas, no cambian nunca.

Como lo dice el título en este post el zumo también es una posibilidad. Cuando la ingieres en cualquiera de sus presentaciones puedes bajar de peso si la consumes regularmente.

Para empezar el zumo de zanahoria te va a ayudar mucho a bajar de peso.

Combinados con otras frutas o vegetales vas a conseguir unos batidos que muchas personas utilizan como depurativo y que son ideales de consumir una vez que comienzas un régimen alimenticio.

 

¿Cómo funciona?

Es muy fácil.

La zanahoria tiene una gran composición de fibra. De hecho es uno de sus componentes principales y como seguro ya lo sabes la fibra es el principal aliado del sistema digestivo. Ya que lo limpiara, le dirás adiós al estreñimiento y con todo tu estómago más limpio, así como el hígado y los riñones gracias a la acción de los antioxidantes, van a poder trabajar mucho mejor y absorber todas sus vitaminas.

Un gran zumo depurativo de zanahoria en forma de ayuno por una semana te va a ayudar muchísimo.

Pero eso sí, nada de utilizarlo como el reemplazo de tus comidas. No debes verlo de esta manera, es solo una ayuda y una gran forma de comenzar el día. Te vas a deshacer de todo lo que no necesitas.

Los zumos de zanahoria depurativos son muy bueno para el organismo, pero no lo debes utilizar durante mucho tiempo. Una buena manera de prepararlos es junto con naranja y piña. Otro alimento que tiene mucha fibra y son suaves laxantes. Además de una gran cantidad de antioxidantes que eliminarán los radicales libres.

 

Receta para un vaso de zumo de zanahoria para rebajar

  • 1 zanahoria
  • 1 limón
  • ½ vaso de agua

La zanahoria debe ser bien lavada y le retiras la concha. Luego debe ser picada en cuadritos. Tiendes dos opciones o la metes en la licuadora con el agua y el zumo de un limón. La otra es en el procesador de alimentos y luego mezclas con agua y limón para que pueda ser mucho más líquido.

Si lo quieres unir con naranja, piña o manzanas para darle más poder depurativo solo debes echar trozos de las frutas en la licuadora. De esa manera se van a integrar más fácil. En el caso de la naranja exprime el jugo hasta que dé medio vaso.

 

Nutricionales también

Los zumos de zanahoria no solo te ayudan a adelgazar por ser depurativos. También pueden llegar a ser nutricionales cuando lo tomas solo o combinado con otros vegetales. Incluso es ideal para acompañar la merienda y acelerar tu metabolismo a media tarde. Nada de solo tomarlo en el desayuno y la cena y creer que es suficiente.

Un vaso de zumo de zanahoria es muy bajo en calorías, ni llega siquiera a las 80 y esa es una muy buena noticia para todos aquellos que quieren bajar de peso. Además es muy rico, no necesita endulzantes. Aunque puedes usar miel. Agregando unas gotas de jugo de limón también sirve para darle un mejor sabor.

Cuando combinas la zanahoria con el brócoli y el apio tendrás un rico zumo lleno de vitaminas y minerales que restaura a todo tu cuerpo ya que lo llenas de muchas sustancias que necesita como el calcio, zinc, magnesio, hierro. También posee proteínas.

 

Receta de un zumo nutricional de zanahoria, apio y remolacha

  • 1 zanahoria
  • 1 ramo de apio
  • 1 brócoli
  • Hojas de menta

Debes pelar la zanahoria para luego picarla en cuadritos y separar los ramitos del brócoli. El apio lo picas en rodajas. Mientras más fino será mejor. Todo debe ir a la licuadora y le vas echando chorros de agua de manera continua hasta que los ingredientes se mezclen bien. Puedes agregar limón e incluso hojas de menta.

Estos jugos los puedes beber uno por día.

Te ayudarán mucho a bajar de peso. Pero lo más importante aún es que aportarán muchos nutrientes a tu organismo que permitirá funcionar mucho mejor. Dejando atrás molestias estomacales, alergias, gripes entre otras enfermedades comunes.

También aportan una buena dosis de energía. De esta manera podrás afrontar tú día a día sin problema. Nada de sentirte débil porque estás perdiendo peso. Te vas a sentir mucho más cómodo contigo mismo ya que vas a ir quemando grasa de forma constante.

 

Efectos del zumo de zanahoria para adelgazar

Con tan solo un vaso de zumo de zanahoria puedes conseguir muchos beneficios:

  • Sentirás saciedad
  • Acelera el metabolismo
  • Limpia el sistema digestivo
  • Desintoxica riñones e hígado
  • Colon sano

Con un sistema digestivo funcionando a la perfección la absorción de grasa será la necesaria para que el organismo esté bien. Además vas a desechar todo lo que no necesites y lo más importante aún absorberá las proteínas, el calcio, magnesio, hierro y demás vitaminas que tienen los alimentos que consumas en tu dieta.

 

La zanahoria es muy versátil

Lo mejor de la zanahoria es que la puedes preparar de muchas formas. Si lo que estás buscando es adelgazar. Es una hortaliza que tiene tan pocas calorías, pero que acelera el metabolismo de una forma muy rápida, por lo que no vas a parar de quemar grasa.

La zanahoria es ideal para un menú porque puedes incorporarla a tus platos tanto cruda como cocida. Además puede ir en una ensalada. Como acompañante junto con espárragos brócoli, coliflor. Incluso hasta en un gratinado utilizando ricota.

Que estés a dieta no quiere decir que tengas que comer de forma aburrida. Por el contrario pon a tu imaginación a volar y verás como salen diferentes recetas. Incluso la zanahoria si la picas en rodajas muy finas la puedes colocar en un sándwich y le dará textura. Al ser crocante cuando muerdas te dará una muy buena sensación.

 

Ensalada de zanahoria

  • 1 zanahoria
  • 1 lechuga
  • 1 remolacha
  • 1 cebolla
  • 1 puñado de rúcula

Debes lavar y pelar la zanahoria y la remolacha. Picarlas en cuadritos y ponerlas a cocinar. Una vez que estén cocidas las incorporas junto con la lechuga y la rúcula. La cebolla que la puedes picar en rodajas o también en cuadritos diminutos que la hagan pasar inadvertidas.

Como aderezo puedes preparar una emulsión de jugo de limón y aceite de oliva, junto a un toque de sal. Le dará un gran sabor y la vas a disfrutar.

La ensalada puede ser el acompañante de tu almuerzo o si la quieres como cena. Agregas cuadritos de pechuga de pollo o un poco de atún desmenuzado, quedará deliciosa.

 

Vegetales al vapor

  • 2 zanahorias
  • 1 puñado de espárragos
  • 1 brócoli
  • 1 coliflor

Las zanahorias las debes pelar y picar en julianas. El brócoli y el coliflor lo puedes separar por sus propios ramitos. Mientras que los espárragos los debes blanquear, que consiste en echarlos a cocinar en agua con sal durante unos minutos.

Pon una olla grande con agua a hervir. Coloca encima un escurridor de metal, dentro de él va la zanahoria y tapas. Luego incorporas los espárragos. Al final el brócoli y el coliflor. De esta forma se van a cocinar. Cuando ya estén un poco blandos los retiras y sirves con aceite de oliva.

Los acompañas con una pechuga a la plancha o algún pescado como el salmón o el mero. Si te gustan las sardinas asadas será una gran porción de nutrientes y sobre todo energía.

 

Como merienda

La zanahoria cruda es muy rica. De hecho muchas personas las prefieren así que cocidas ya que gozan de un mejor sabor. Las pelas y las picas en julianas o cuadritos, le agregas un poco de pimienta y el zumo de un limón en un recipiente y te la puedes llevar a la oficina o la facultad sin ningún problema y cuando sientas hambre es muy bueno como merienda.

No solo te va a saciar, por lo que no vas a sentir más hambre, sino que es muy rico y saludable porque aportarás una gran cantidad de fibra y hierro a tu organismo. Además la zanahoria es un alimento termo-génico. Eso quiere decir que quema grasa desde el mismo instante que entra a tu cuerpo.

 

Esta hortaliza es una gran aliada a la hora de perder peso. Si quieres deshacerte de la grasa abdominal o de esos kilitos de más que te molestan no dudes en comerla. Siempre y cuando acompañes tú dieta con una rutina de ejercicios lo vas a lograr.


Loading...

No hay comentarios

Dejar una respuesta