15 tips para perder peso sin estar a dieta

No, no nos estamos enloqueciendo. Es posible perder peso sin tener que estar a dieta. Así como lo estás leyendo.

Uno de los mayores problemas que tienen las personas en la actualidad es que se alimentan muy mal.

La mayoría de las comidas no contienen nutrientes, pero sí mucha grasa, azúcar y sodio, lo que representa un gran daño a la salud.

La mala alimentación es la principal responsable de la obesidad y no lo decimos nosotros en Full Músculo, los propios especialistas y los estudios los afirman.

Las personas que sufren de obesidad lo hacen porque durante su vida se han alimentado muy mal. Con una dieta a base de alimentos llenos de calorías, comida chatarra, refrescos, helados y mucho snacks que son ultraprocesados.

Es por esto que decimos que no necesariamente te debes poner a dieta para poder bajar de peso.

Con seguir los 15 tips que te vamos a presentar es posible que pierdas esos kilos de más y lucir como quieres.

Verás que sí es posible.

Solo necesitas ser constante y comprometerte contigo mismo.

¡Vamos, manos a la obra!

Los 15 tips para perder peso sin tener que estar a dieta son:

1.- Comes más frutas

El primer paso para tener una mejor alimentación es comer más fruta en tu dieta (1).

frutas en el desayuno

Lo mejor de la fruta es que existen muchas, hay ácidas, dulces, crujientes. De muchos tipos, por lo que debe haber alguna que te guste.

Por ejemplo un estudio demostró que la toronja ayuda a las personas a bajar de peso cuando es ingerida de forma regular (2).

Lo importante aquí es que puedas comer un buen grupo de frutas para que no sientas que te fastidias.

¿Por qué decimos que debes comer fruta?

Porque están llenas de vitaminas que le permiten al organismo funcionar de forma correcta. Además son bajas en calorías y tienen agua en su interior, lo que favorece la hidratación.

Si a ellos le sumas que tienen mucha fibra (3) y permite que sientas saciedad mucho más rápido, hará que comas menos cantidad en cada una de tus comidas.

Además por la cantidad de fibra permitirá que tu sistema digestivo trabaje mucho mejor y evitarás sufrir de estreñimiento (1) y retención de líquidos.

2.- Toma agua antes de comer

El agua es muy beneficiosa. Además de purificar tu organismo (4), también te ayuda a comer menos en cada de tus comida.

Beber por lo menos 2 vasos de agua antes de tus comidas fuertes como el almuerzo o la cena hará que comas en menor cantidad porque vas a sentir saciedad mucho más rápido.

Al comer menos cantidad llevarás menos caloría a tu organismo, lo que sin duda va a repercutir en buena medida en tu peso.

Si a ello le sumas que el agua elimina toxinas, órganos como el hígado y los riñones podrán trabajar mucho mejor y podrás absorber mejor los nutriente de los alimentos.

3.- Realiza actividad física

Algún esfuerzo hay que hacer para poder bajar de peso. Si no quieres tener una dieta estricta debes realizar algún tipo de actividad física.

Tú decidirás que tan fuerte o moderada pueda ser tu rutina. Pero lo que sí debes hacer es algún tipo de actividad.

Caminar todas las mañanas 2 kilómetros, salir a correr, trotar o incluso utilizar esa caminadora que tienes en casa o bicicleta estática unos 10 minutos te va a beneficiar.

Al comenzar a hacer ejercicios va a quemar más calorías (5) de lo que lo haces en la actualidad y esto repercutirá en tu peso de forma positiva.

Verás que en las primeras semanas vas a bajar algunos kilos.

Si le sumas que mejoras tu alimentación vas a perder peso de una manera mucho más fácil.

Esto también se debe a que cuando haces ejercicio aceleras tu metabolismo (5).

4.- Come en platos más pequeños

Aunque no creas este es uno de los grandes trucos para comer menos y por lo tanto ingerir menos caloría de forma diaria.

Recuerda que la única forma de adelgazar es comer menos calorías de la que quemas. Incluso sin que esto signifique una dieta, vas a perder peso.

Así que un plato más pequeño te va a ayudar con tu misión.

Nuestro cerebro juega mucho con lo que ve. Si normalmente comes en un plato grande vas a tener la necesidad de llenarlo, porque sino quedas con la sensación de que comes poco.

En cambio si tienes un plato mucho más pequeño son menos las porciones que van a caber y tu cerebro verá que es un plato que está full y enviará la señal de que vas a quedar satisfecho sin ningún problema.

Incluso en Estado Unidos realizaron un estudio (6). En una fiesta universitaria colocaron una mesa con recipientes  de diferentes tamaños y en la otra mesa todos los snacks que les gusta a los jóvenes.

Aquellos que tomaron los envases mucho más grandes ingirieron mayor cantidad de calorías que aquellos que tomaron lo más pequeños.

5.- Incorpora más vegetales y hortalizas a tu dieta

el poder de los vegetales

Otro punto para tener una dieta balanceada y mucho más sana de la que tienes ahora es que comas muchos más vegetales y hortalizas (1) de lo que lo haces ahora.

No tienes que arrugar la cara. Lo vegetales son deliciosos siempre y cuando los prepares de muchas formas.

Te invitamos a que revises nuestro post de comidas saludables. Hay muchas opciones que seguro te van a gustar.

Calabacín, berenjena, apio, auyama, yuca, papa, lechuga, pepino, zanahoria, todo este tipo de alimentos son muy sanos.

Ni hablar de los de hoja verde: acelga, espinacas, coliflor, brócoli. Todos ellos son muy bajos en calorías y además aportan fibra (3).

No solo vas a bajar de peso sino que vas a tener una buena salud.

La OMS recomienda ingerir unas 5 porciones de vegetales y frutas al día para así gozar de una buena alimentación (7).

6.- Evita los alimentos congelados

Si eres de los que acostumbra ingerir muchos alimentos congelados de forma diaria, lo ideal es que lo reduzcas al mínimo.

Este tipo de alimentos son muy altos en grasa, sodio y azúcar. A eso se le suma que es muy pobre en nutrientes, por lo que no te vas a alimentar de la forma correcta.

Este tipo de comida lo único que hace es llevar grasa a tu organismo. Al eliminarlos bajarás mucho el porcentaje de tejido adiposo en tu cuerpo.

7.- Lee las etiquetas nutricionales de los alimentos

Hay muchos alimentos que parecen saludables, pero en realidad no lo son.

Por eso debes aprender a leer las etiquetas nutricionales de los productos.

¿En qué te tienes que fijar?

En la cantidad de grasa, azúcar, sodio y carbohidratos que poseen.

También fíjate en las vitaminas y fibra. Si el contenido es muy pobre lo mejor es que no las compres.

Muchas galletas que dicen ser integrales en realidad tienen una gran cantidad de grasa y azúcar que no resulta beneficiosa.

8.- Ten una despensa con alimentos saludables

Si al abrir la despensa de tu cocina te encuentras con alimentos bajos en grasas y snacks saludables. Al igual que al ver tu nevera con frutas y vegetales sin duda que vas a bajar de peso.

Al tener puros alimentos saludables en casa será mucho más fácil que no caigas en tentaciones.

9.- Descansa de forma correcta

Muchas personas subestiman el descansar a la hora de querer bajar de peso.

Cuando las personas descansan de la forma correcta el cuerpo trabaja mucho mejor.

Realizará la digestión en mejor forma. Tu cuerpo se va a regenerar por completo y así evitas que la grasa quede depositada en tu organismo.

Además al descansar de forma correcta evitas los ataques de ansiedad. También evitas estar somnoliento todo el día.

Cuando queremos estar despierto tomamos mucho más café (y azúcar), refresco, y comemos chocolate en busca de estar despierto y esto va en contra de nuestra batalla contra la balanza.

10.- Incorpora meriendas a tu menú

Si sientes que llegas al almuerzo o cena con un hambre descomunal que te hace comer mucho más, lo mejor que puedes hacer es incorporar meriendas a tu dieta.

El que comas más veces al día no significa que comes más calorías. Lo ideal es que lo hagas unas 6 veces al día (8).

Por el contrario esto te puede llevar a comer cada vez menos, porque vas a ingerir alimentos de calidad

En esta merienda aprovecha para comer frutas, verduras y también los frutos secos que siempre vienen bien para lograr la saciedad.

Además vas a mantener a tu metabolismo activo y quemarás muchas más calorías (8).

11.- Come chocolate negro

El chocolate negro es el mejor aliado para bajar de peso y matar las ganas de comer un dulce a media tarde.

Lleno de antioxidantes es una forma muy rica de comer saludable un dulce, sin tener que preocuparte por tu peso.

Eso sí, come solo unos pocos gramos para que la calorías no sean demasiadas. Por la gran cantidad de antioxidantes que posee, ayudará a eliminar a los radicales libres de tu organismo.

12.- Toma menos refrescos

Los refrescos son los principales enemigos de las personas y una buena alimentación.

Ni hablar de la gran cantidad de calorías que poseen y que no te ayudarán a bajar de peso si es lo que quieres.

Reduce al mínimo las ocasiones al mes que tomas refresco y verás como esa pancita que tenías comienza a desaparecer.

13.- Come siempre a la misma hora

El cuerpo necesita saber a qué hora va a ingerir sus alimentos.

Por eso es importante que tengas un horario que puedas cumplir de forma diaria. Comer a la misma hora hará que el cuerpo no tenga que “guardar” algo de grasa y carbos para poder seguir funcionando.

Muchas personas que son obesas comen a cualquier hora o con largos periodos de ayuno y esto no es bueno para la salud.

Ni hablemos de saltar comidas, siempre come el desayuno, tus meriendas, almuerzo y cena. De esta forma el cuerpo sabrá que luego tendrá su gasolina y no guardará nada.

Así evitarás tener muchos depósitos grasos en tu cuerpo.

14.- Toma té verde

Una de las mejores ayudas que tienen las personas para bajar de peso es el té verde.

Primero porque es una bebida termogénica (9), esto se traduce en que elevas la temperatura de tu organismo y así podrás quemar más calorías en tu cuerpo.

Además atacará directamente la grasa que tengas en tu cuerpo al funcionar como un limpiador de tu cuerpo.

Es un efecto mágico, bebes una taza de té vede en ayuna te ayudará con tu misión de bajar de peso sin tener que ponerte a dieta.

Un estudio determinó que el té verde coadyuda a las personas a bajar de peso (10).

15.- Come más lento y sin distracciones

Foto: Eroski Consumer

Cuando te sientas a comer dejar el celular, computadora o tablet al lado. Disfruta el comer, saborea cada uno de los alimentos.

Así el cerebro podrá concentrarse en una sola actividad y mandará la señal de saciedad mucho más rápido que cuando estás haciendo otras actividades porque no sabrá en qué concentrarse.

Referencias

  1. https://libbys.es/estudios-confirman-los-beneficios-de-una-dieta-rica-en-fruta-y-verduras-a-largo-plazo/5588
  2. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/16579728
  3. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/11396693
  4. https://onlinelibrary.wiley.com/doi/pdf/10.1038/oby.2009.235
  5. https://www.webmd.com/fitness-exercise/guide/how-to-boost-your-metabolism
  6. https://jamanetwork.com/journals/jama/fullarticle/200673
  7. https://www.who.int/dietphysicalactivity/fruit/es/
  8. https://www.webmd.com/diet/obesity/features/6_meals_a_day#1
  9. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/18326618
  10. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/10584049
LA PROTEINA QUE TE RECOMENDAMOS ES:
En Rebaja
100% Whey Protein Gold Standard de Optimum Nutrition
Te provee de 24 gramos de proteína, contiene 5.5g de BCAA y 4 gramos de Glutamina. Es libre de Gluten. Más de 20 sabores para elegir
Loading...

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.