Dieta de la avena para un vientre plano

baja de peso con la dieta de la avena

¿Andas buscando la manera de bajar esos kilos de más?.  ¿Ya no soportas esa grasa sobrante en tu vientre?. Si quieres eliminar esos incómodos “cauchos”  de una manera sencilla y rápida, puedes probar con la dieta de la avena, que promete buenos resultados, al depurar tu cuerpo a fondo, eliminando sustancias tóxicas, grasas y colesterol.

Dentro de los grandes beneficios de la dieta de avena, contamos con la reducción de la zona del vientre, con lo que la zona de la cintura va tomando forma. ¿Hace milagros la avena?. No. Lo que sucede es que en esos sectores de nuestro cuerpo las toxinas y el exceso de líquido, se acumulan en forma de depósitos de grasa, pero estos serán eliminados, dándole otro aspecto a nuestro abdomen.

Ese es el primer cambio que vamos a notar al momento de realizar la dieta, pero no podemos dejar de lado que bajaremos de peso en todo nuestro cuerpo, además que conseguiremos otros resultados importantes para mejorar nuestra calidad de vida.

La dieta de la avena es una opción para bajar peso de una manera saludable y nutritiva, porque es considerada una de las más equilibradas, por el aporte a nuestro cuerpo de minerales, proteínas, vitaminas, lípidos e hidratos de carbono.

Es un método basado en la avena para adelgazar, que es un cereal muy completo, con una alta presencia de vitamina B1, clave para el funcionamiento del sistema nervioso. Además, cuenta con propiedades para depurar nuestro organismo, eliminando sustancias tóxicas del intestino y la sangre, algo que nos ayuda a evitar enfermedades, afecciones y el sobrepeso.

La avena también colabora con la digestión y posee la capacidad de saciar el hambre durante largos períodos de tiempo, por lo que es importante para personas que sufren de ansiedad o que recurren a los alimentos de forma compulsiva.

 

Ventajas de la dieta de avena

Uno de los grandes puntos a favor que tiene la dieta de avena es la facilidad para desarrollarlo, así como los resultados seguros y rápidos que genera. Si llevamos la dieta de una forma correcta, en promedio podemos bajar entre 2 a 3 kilos, en solo diez días, una cifra sana, porque reducir muchas tallas en poco tiempo, no es lo más conveniente.

En un momento, seguramente comenzamos a preguntarnos si en realidad la avena, nos hará bajar de peso, cuando se trata de un cereal que asociamos con engordar. Y es que sí, muchas personas piensan que la avena engorda. Ante esto, es importante resaltar que contiene fibra, que actúa como regulador metabólico, y es un diurético, algo que nos ayudará a eliminar el exceso de líquido de nuestro cuerpo al igual que otras toxinas como ya hemos explicado.

La avena es un alimento que nos aporta muchos beneficios, al ser saciante, con muchos nutrientes y bajo nivel calórico, por lo que no estaremos aguantando hambre con esta dieta, sino evitando los malos hábitos que nos han llevado al sobrepeso.  Además, nos aporta energía, algo que nos puede impulsar a desarrollar una rutina de ejercicios, que será clave para cumplir nuestros objetivos.

 

¿Qué necesitas para la dieta de la avena?

1.- Avena: Para iniciar con esta dieta de la avena, primero necesitamos contar a la mano con copos de avena o salvado de avena fresco, algo que podemos conseguir en todas partes, tanto en supermercados como tiendas.

2.- Planificación: No podemos comenzar con esta dieta de un día para el otro. Es muy importante que se fije un día para empezarla, algo que nos permitirá que tanto nuestro cuerpo, como la mente, se preparen para estos cambios, es decir, nos podemos hacer la idea, de todo lo que vamos a desarrollar. Claro que no puede ser una fecha tan lejana, porque obviamente, mientras más rápido se arranque, duraremos menos tiempo para darnos cuenta de los resultados positivos, con los que lograremos ponernos en forma.

3.- Bebe mucha agua: Es clave que nos mantengamos hidratados durante todo el día. Al menos debe tomar 2 litros de agua diariamente durante el desarrollo de la dieta.

4- Descansar correctamente: Si duermes poco, los expertos afirman que el metabolismo funciona lentamente, además de que se genera una ansiedad que te puede llevar a comer, por lo que es clave descansar lo suficiente, algo que nos permitirá cumplir de la mejor manera con este método.

5- Realizar ejercicio: Como siempre se dice, no podemos pensar que una dieta hará milagros, sin que cambiemos nuestros hábitos. Es clave que desarrollemos alguna rutina de ejercicios, para reducir esas tallas de más, que nos vienen molestando.

6- Comida balanceada: Se recomienda consumir alimentos balanceados, para no acumular más grasa y toxinas a nuestro organismo, algo que haría más complicada la tarea de la avena, que se encarga de quemar y eliminar todos esos sobrantes. Ante esto, si consumimos alimentos poco nutritivos, con mucha azúcar o fritos, pues con la dieta estaríamos quemando esa grasa nueva acumulada en el intestino y demás partes del cuerpo, quedando pendiente la que ya tenemos en nuestro organismo, es decir haría mucho más lento el proceso.

Por eso se sugiere evitar el consumo de los azucares refinados, grasas animales (excepto pescado), frituras, harinas, embutidos y productos refinados. Mientras menor sea la presencia de estos alimentos, más rápido se podrán ver los resultados, por la eliminación de todas las toxinas sobrantes.

Mientras estemos desarrollando la dieta de la avena, es importante mejorar nuestros hábitos alimenticios, por lo que sugiere consumir vegetales y frutas, principalmente verduras como brócoli, espinacas, tomate, zanahorias y apio.

Además, podemos consumir frutas, como manzanas o plátanos pero sin combinarla con otros alimentos, por el azúcar. Las frutas se deben comer solas, con el estómago vacío y sin ingerir nada más durante media hora. También, recomiendan frutos secos como semillas, almendras, nueces, pastas integrales, pan integral o quesos frescos.

7- Consultar al médico: A pesar que no se tiene descrito, alguna contraindicación del consumo de la avena, si se cumple con la dosis recomendada, siempre es importante consultar con un médico o un nutricionista. Además, en algunas personas el consumo excesivo les puede generar malestar estomacal o dolor de cabeza.

 

¿Cómo realizar la dieta de la Avena?

Luego de conocer todo lo que necesitamos para la dieta, pues es importante tener claro la forma de preparar esta avena, que vamos a consumir diariamente. Debemos mezclar tres cucharadas de avena fresca con una taza de agua caliente o fría, aunque también podemos utilizar leche de soja.

Un punto a destacar es que no se recomienda endulzar con azúcar, ni ningún endulzante dietético, porque generan muchas toxinas en nuestro organismo, aunque nos digan lo contrario. Lo mejor es consumir la avena sola, o agregarla miel de abeja, azúcar morena o melaza de cereal, aunque eso sí, tiene que ser una cantidad muy baja.

 

La Dieta de la Avena: Menú

Día 1

Desayuno: Café o Té, ½ taza de Avena y 1 Naranja.

A media mañana: 2 Peras.

Almuerzo: ½ Taza de Avena, 1 Yogur Desnatado y 1 Plátano.

Merienda: 1 Manzana.

Cena: 2 Filetes de Pechuga de Pollo a la plancha, Ensalada de Verduras y ½ Taza de Avena.

 

Día 2

Desayuno: Café o Té, ½ Taza de Avena y Sandía.

A media mañana: 1 Manzana.

Almuerzo: ½ Taza de Avena, 1 Yogur Desnatado y 1 Bol de Fresas.

Merienda: Un puñado de Almendras.

Cena: 2 Filetes de Pescado a la plancha, 1 Taza de Brócoli y una Taza de Arroz Integral.

 

Día 3

Desayuno: Café o Té, ½ Taza de Avena y 1 Plátano.

A media mañana: 2 Kiwis.

Almuerzo: ½ Taza de Avena, 1 Rebanada de Pan Integral, 1 Taza de Leche Desnatada y nueces.

Merienda: 1 Manzana.

Cena: 1 Hamburguesa de Pollo, 1 Rebanada de Pan Integral.

 

Día 4

Desayuno: Café o Té, ½ Taza de Avena y 1 Bol de Arándanos.

A media mañana: Un puñado de Almendras.

Almuerzo: Sopa Minestrone, ½ Taza de Avena, 1 Taza de Leche Desnatada.

Merienda: 1 Plátano.

Cena: 1 Solomillo de Ternera y Sopa Minestrone.

 

Día 5

Desayuno: Café o Té, ½ Taza de Avena y 1 Pera.

A media mañana: 1 Manzana.

Almuerzo: ½ Taza de Avena y 1 Filete de Atún.

Merienda: 1 Plátano.

Cena: Sopa de Pescado y ½ Taza de Avena.

Esta es la receta que debemos seguir para conseguir resultados de una forma rápida y nutritiva. Si te decides ponerla en práctica, debes realizarla durante cinco días, luego descansar dos, antes de continuar. La dieta de la avena es una alternativa interesante para bajar de peso, así que vamos a buscar el calendario y decidimos de una vez, cuando vamos a comenzar.


Loading...

4 Comentarios

  1. En la forma de prepara la avena habláis de 3 cucharada y una taza de agua. Pero luego en la dieta solo hay que tomar 1/2 taza. Quiere decir eso que hay que dividir la cantidad a 1 cucharada y media, y media taza de agua o se prepara con la misma cantidad sin modificar nada?

Dejar una respuesta